10 estrategias para montar un coworking rentable

estrategias para montar un coworking rentable

Siempre surgen imprevistos en los negocios, reuniones a altas horas de la noche, fallas de internet, ambiente que no contribuye a la concentración… La lista podría ser muy larga. Y en vista de todas esas necesidades, surge una solución: montar un coworking.

¿Has escuchado sobre los espacios compartidos? Son una tendencia que cada vez más va en aumento, y podría ser una buena oportunidad para invertir. 

Si estás pensando en diseñar espacios que contribuyan a que las comunidades desarrollen sus actividades en un ambiente ideal, las siguientes líneas te ayudarán a materializar tu idea. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es y cómo funciona el coworking?

Los coworkings son espacios compartidos. Diseñados para que esos profesionales, emprendedores, independientes y empresas pequeñas puedan desarrollar sus proyectos.

Este concepto abarca muy bien las tendencias sociales, donde cada vez la interacción es necesaria para los negocios. Así, aprendemos, compartimos ideas, todo en pro de convertirnos en personas más productivas.

¿Cómo funciona el coworking? 

Todo se centra en las diferentes áreas de trabajo, que mediante un sistema de alquiler, se ponen a disposición de profesionales que necesitan hacer sus actividades, como reuniones, tareas específicas, talleres, entre otros.

La metodología de alquiler la decides tú y las necesidades de los usuarios. Algunos buscan un espacio para trabajar en lo que dura un proyecto, otros por un año, algunos por días, y en algunos casos solo por horas.

¿Qué tengo que hacer para crear un coworking?

Existen una serie de estrategias que son claves para el momento en el que decidas poner en marcha un coworking. Estas son las siguientes:

Lo primero: definir tu marca

Hoy en día, es sencillo alquilar un local, disponer de un mobiliario, diseñar un logotipo. Pero lograr que este espacio se distinga del resto, es lo que realmente significa un reto.

Y aunque se trata de un modelo de negocio novedoso, ya existe competencia. De esta manera, al igual que cualquier otro emprendimiento, tu tarea será crear una marca sólida, atractiva y con objetivos claros.

Pregúntate por qué quieres abrir un coworking

Sabemos que la principal razón de montar un coworking es obtener ingresos. Pero esto no debe ser todo, Tal vez has visto las necesidades del mercado y tomas en cuenta las oportunidades que podrías aprovechar. 

Para aclarar más la razón de ser de tu coworking, es conveniente formularte estas preguntas:

  • ¿Qué espero obtener con el coworking?
  • ¿Existe demanda en la zona donde se instalará el coworking?
  • ¿Tu objetivo es habilitar un espacio para una comunidad en específico?
  • ¿Los espacios que piensas habilitar son propios o alquilados?

Identifica cuál será el perfil coworker

Antes de montar un coworking, primero debes conocer cuál será tu público objetivo. Es importante que establezcas cuál será tu tipo de cliente para que puedas captar cowokers.

Trata de determinar si están en búsqueda de un espacio que les ofrezca flexibilidad y una manera de sentirse como si estuvieran en casa.

Es fundamental que conozcas a tus clientes potenciales para que puedas dirigir tu proyecto hacia ellos.

La idea es que tomes en cuenta los requerimientos laborales, creativos, sociales, formativos de quienes permanecerán en el espacio.

Elige un espacio físico bien cuidado

Los espacios más actuales cuentan con detalles de diseño más originales. No es suficiente con solo agregar muebles en un área y llamarlo espacio de trabajo.

Recuerda que el ambiente de trabajo es determinante para la creatividad, la concentración y la productividad. Así que, si piensas montar un coworking rentable, el diseño debe ser elegido estratégicamente.

Procura hacer un plan que incluya espacios de descanso y relajación, sillas confortables, y hasta mobiliarios para tomar una siesta o relajarse con un juego de mesa.

Y en cuanto a los escritorios, trata de que sean a medida. Desde luego que las sillas tienen que ser cómodas y ergonómicas. Habilita secciones donde se pueda trabajar de diferentes modos; a pie o sentado.

La iluminación es un factor indispensable. Debes proveer de una buena luz a cada espacio. Si tienes ventanales grandes, aprovecha la luz natural. Combina cada rincón con luz blanca.

Presta atención a la creatividad

El espacio de trabajo compartido debe ser un área que permita que fluya la creatividad y el intercambio de ideas. 

Una genial idea al momento de montar un coworking es poner frases creativas y motivacionales en algunas paredes.

Los colores también cuentan, así que utiliza las diferentes tonalidades para que cada lugar invite a la creatividad.

Estos son algunos consejos:

  • El color blanco siempre será el rey. Hace que los espacios se vean más grandes.
  • Recurre a las plantas para dar un toque natural.
  • Utiliza la psicología del color en los espacios. Por ejemplo: el color azul invita a la tranquilidad; el amarillo es símbolo de creatividad.

Busca un community builder

Tal vez te preguntes, ¿qué es un community builder? Pues, será la persona que te ayudará a gestionar las conexiones y se enfocará en las necesidades de la comunidad.

Su trabajo será centrar sus esfuerzos para ofrecer un valor agregado. Es una figura que puede ayudarte a montar un coworking rentable. 

Recurre a estrategias de marketing

Ya que tienes los espacios de tu coworking diseñados estratégicamente, ¡es hora de llegar a tu comunidad!

¿Cómo captarás la atención de tu público objetivo?

Con las estrategias ideales de marketing. Recuerda que buscas personas que quieran trabajar en un espacio compartido, aquellas que quieran salir de su zona de confort, tengan la necesidad de hacer reuniones, impartir un taller, entre otros.

Una técnica que te funcionará es la publicidad hiperlocal. Tu trabajo será llegar a esa comunidad que se encuentra cercana al establecimiento.

Servicio

Imagina que un usuario llega a ti porque necesita el alquiler de un espacio por horas, ya que el internet de su negocio está fallando. Tu fortaleza será prestar un servicio rápido, que le proporcione eso que busca.

También debes pensar cuál será el horario. Aquí, mientras más extenso, mejor será. Recuerda que surgen las emergencias, a veces llegan reuniones nocturnas. Algunos emprendedores trabajan de noche, entre otros escenarios que pueden surgir.

Apóyate en herramientas digitales

Sí, a pesar de que el modelo de negocio consiste en un local, debes tener presencia digital. Piensa en una página web con un blog que hable de los beneficios de convertirse en coworker.

También podrías facilitarle la vida a tus usuarios con una aplicación, o un sistema de reserva de puestos de trabajo.

Mantén la satisfacción de tus coworkers

El éxito de un coworking se mide a través de elementos como: los ingresos frecuentes y las tasas de retención de miembros. 

Y aunque, sin importar lo que hagas, siempre se perderán miembros porque existen elementos que no puedes controlar. Pero también puedes fidelizar a tus usuarios; y lo lograrás pensando en sus necesidades.

Entre más coworkers felices tengas, más comprometidos se sentirán con el crecimiento de tu comunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.