¿Qué es el inventario muerto y cómo afecta al comercio electrónico?

¿Qué es el inventario muerto y cómo afecta al comercio electrónico?

La mayoría de los negocios, sin importar su tamaño, se enfrentan al reto de manejar eficientemente el stock de su mercancía. Y entre los obstáculos más comunes, se encuentran los productos de inventario muerto.

Cuando las existencias muertas crecen en una empresa, tienden a aumentar los costes; tanto operativos como de almacenamiento. De esta forma, cuanto más productos hay en el almacén, los que no son vendidos pueden ocasionar una disminución en las ganancias.

Si estás en la búsqueda de una solución a este problema, tan frecuente en los negocios en línea, en este artículo encontrarás los mejores consejos para evitar el inventario muerto y hacerlo desaparecer de tu almacén.

¿Qué es el inventario muerto o deadstock?

El inventario muerto es también conocido con el término de “deadstock”, y se refiere a aquellos productos que no han sido vendidos, por lo que existe una mínima posibilidad de que se vendan.

Hay empresas que no cuentan con un sistema de gestión de inventario, razón por la cual estos productos se acumulan y permanecen sin percatarnos en el almacén.

¿Qué tan malo es el inventario muerto para los negocios?

Tener un inventario muerto trae consigo consecuencias. En el caso de los negocios pequeños, puede ser muy difícil recuperar la inversión, si estos no se logran vender.

Otro punto en contra, es el espacio que ocupan en el almacén los productos que no son vendidos, lo que implica un aumento en los costes de almacenamiento de la empresa.  

Además, al cálculo del inventario muerto, agrégale los costes de alquiler, servicios, equipos, seguros y seguridad que son necesarios para mantener a salvo cada producto.

Por lo general, algunos negocios mitigan estos gastos por medio de las ventas, pero muchos de los artículos muertos permanecen olvidados en el almacén. Estos no te permiten obtener ganancias, por el contrario, son productos que te generan un coste de mantenimiento que no es factible.

Piensa que el espacio en el que se encuentran estos productos, puede ser aprovechado por aquellos artículos que suelen ser más rentables y más vendidos, y que, por lo tanto, te generan ganancias.

Consejos para evitar que el “deadstock” afecte al comercio electrónico

Mejora la gestión del inventario

El manejo no correcto de un sistema de gestión de inventario, es la principal causa de que existan los productos muertos. Por tal razón, es importante contar con un sistema que garantice mantener el control en tu almacén.

Entre los sistemas de gestión de inventarios más utilizados, recomendados para el comercio online, están los siguientes:

  • In Flow Inventory: con el cual puedes manejar más de cien productos.
  • Sortly Pro: te permite controlar hasta cien entradas de productos por mes en la nube.
  • Odoo: un programa de planificación de recursos empresariales (ERP) de código abierto. 
  • ZhenHub: está en la nube, resulta ideal para ser gestionado por pequeñas y medianas empresas (pymes).

Cualquiera de estos sistemas de gestión de inventario puede resultar beneficioso para tu negocio. La selección correcta dependerá de las necesidades que tenga cada empresa.

Después de aplicar un sistema de gestión, deberás efectuar un seguimiento de los artículos que permanecen en los estantes e identificar cuáles no se venden, para así establecer cuáles pertenecen al grupo del inventario muerto.

Con la ayuda de un sistema de gestión de inventario adecuado, te será más sencillo identificar los productos más vendidos, las fechas de devolución permitidas, las fechas de caducidad, los artículos que se pierden y aquellos que pueden ser descartados.

Promueve la rápida rotación

La rápida rotación de los productos evita la acumulación de inventario muerto. Una estrategia que puedes emplear es hacer descuentos de esos artículos que ya han sido identificados como mercancía muerta. Aquí, lo importante es estar atento de cuáles productos se venden y cuáles no.

Otra estrategia a seguir, es realizar un seguimiento de las últimas tendencias del mercado, con ello podrás definir cuáles son los productos que más gustan al público y el tiempo promedio que dura cada tendencia.

Organiza rebajas de final de temporada con la mercancía muerta. Te ayudará a desaparecer esos productos que ya nadie quiere. Y al mismo tiempo, se reducirán tus costes de almacenamiento, sin embargo, debes tener en cuenta que tus márgenes de ganancia estarán por debajo de lo normal.

Lo bueno de esta estrategia, es que podrás recuperar nuevamente el equilibrio en tus finanzas, ya que los costes de fabricación serán compensados.

Productos perecederos

Una vez pasada la fecha de caducidad, los productos perecederos no pueden venderse. Por esta razón, es necesario llevar un control de aquellos productos que están próximos a vencerse, para así poder venderlos a un menor precio.

Una herramienta que puede suerte útil para estos casos es Wasteless, la cual emplea la inteligencia artificial para evitar que los alimentos caduquen. Esto funciona por medio de un modelo de precios dinámicos.

Conoce a tus clientes

Es muy común que un producto a pesar de ser promocionado no logre venderse. Si esto sucede, es un indicativo de que tu mercado objetivo no requiere este tipo de mercancía.

Por ello, para que tu negocio alcance el éxito, es fundamental realizar un adecuado estudio de mercado y encuestas, que te determinen cuál será tu público objetivo. Además, te ayudan a establecer un perfil socioeconómico, el género, la ubicación y los intereses de tus futuros clientes. Todo esto es necesario para predecir los números de ventas de tu empresa.

Diversifica los productos

Otra forma de evitar el inventario muerto, es ofreciendo a tus clientes solo los artículos que te generen mayores ventas.

Es importante que tengas en cuenta las funciones y las características de todos los productos ofrecidos en tu tienda online, para que así evites que sean artículos repetidos que te resulten en más inventario muerto. Esta situación suele presentarse en los minoristas, quienes ofrecen productos parecidos pero de distintas marcas.

La mejor solución a esto es diversificar tu inventario de productos. Una idea que puedes aplicar es anexar productos complementarios de la mercancía ya existente en tu negocio.

Secciones de rebajas

También puede darse el caso de que tengas en venta algunos productos con un descuento, pero a pesar de eso no se venden.

La mejor estrategia es investigar cuál es el menor precio al que puedes ofrecer estos productos, únelos con artículos relacionados y complementarios; y realiza la venta en conjunto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.